Una mujer resume cada día de su vida en un emoji

Una mujer resume cada día de su vida en un emoji

A primera vista, un emoji no es más que una carita sonriente que usas en el WhatsApp, en Facebook y en otras redes sociales para poder expresar mejor cómo te sientes y qué quieres decir con tu mensaje. Junto con los GIFs animados, ayudan a suplir la falta de información contextual al no tener a nuestro interlocutor cara a cara, y no poder ver su expresión y su lenguaje corporal.

Pero una profesora de la Universidad de Ámsterdam, Ellis Bartholomeus, decidió llevar el uso de los emojis un poco más allá, y usarlos en una especie de diario personal para hacer seguimiento de su estado de ánimo, y comprobar si esta recopilación de datos tenía algún efecto sobre el mismo.

Una mujer resume cada día de su vida en un emoji

Todo empezó cuando la hermana de Ellis le regaló un libro llamado Draw a face (“Dibuja una cara”), en el que se invita al lector a reflexionar cada noche sobre el día que acaba de pasar, y dibujar un emoji que represente su estado de ánimo durante dicho día.

Después de seis meses haciendo esto, Ellis se dio cuenta de que un emoji le sabía a poco como representación de su estado de ánimo, y empezó a anotar datos extra como si había hecho deporte, si había bebido alcohol o si había comido muchos dulces. Y a raíz de este cambio, además, empezó a puntuar sus días entre 1 y 3 (1 para días poco sanos y provechosos, 3 para jornadas saludables y satisfactorias).

Una mujer resume cada día de su vida en un emoji

Con ayuda de los datos recopilados, Ellis llegó a varias conclusiones interesantes. Por un lado, se dio cuenta de que lo importante era el equilibrio entre días buenos y malos, y que una semana de días 1 generalmente venía seguida de otra de días 3, porque tenía la motivación de superarse.

Otra conclusión interesante es que ser consciente del propio estado de ánimo es lo que nos impulsa a mejorarlo. A medida que Ellis dibujaba un emoji al día para resumirlo, se daba cuenta de que la mayoría de esas caritas tenía una expresión sonriente.

Una mujer resume cada día de su vida en un emoji

Y es que éste es justo el principio detrás de los gadgets y apps cuantificadores que usamos para medir nuestra actividad deportiva, las horas que dormimos, los pasos que damos o las calorías que consumimos: ser conscientes de esas cifras nos lleva a querer ser la mejor versión posible de nosotros mismos.

Porque tal y como hizo Ellis al principio de su experimento, a veces vale la pena dedicar unos minutos cada noche a reflexionar sobre cómo ha ido el día, y puede ayudar a estar más contentos con lo que hacemos y lo que somos. ¡Y todo gracias a un simple emoji! :)