Gafas de realidad virtual: 3 interesantes usos y funciones que llegan para quedarse

Gafas realidad virtual

El 2016 promete ser el año de las gafas de realidad virtual, una tecnología que pretende acercar al ser humano a la visualización de mundos virtuales sin tener que desplazarse. A pesar de que este año puede ser su despegue, anteriormente ha pasado por dos épocas doradas que no fructificaron: la primera en los años 60 con Sensorama, que combinaba imágenes 3D con sonido estéreo, viento, olores y vibración del asiento; y la segunda en los años 90 con Virtuality, un sistema que incluía cascos, gafas estereoscópicas y guantes con sensores de movimiento, todo ello dentro de una cabina.

Con el paso de los años se ha implantado en ámbitos como el cine, los videojuegos, e incluso en nuestras fantasías sexuales. Pero no queda ahí la cosa, pues es cada vez más frecuente darles uso en algunas tareas en las que antes parecía impensable.

  1. Uso inmobiliario

    Halstead Property, en EE.UU, fue la inmobiliaria pionera en darles este uso, aliándose con la empresa Virtual Xperience, para poder mostrar una casa antes de que se haya terminado de construir mediante recorridos virtuales, elaborados a partir de los planos. Esto se ha visto mejorado con lo último en realidad virtual: las Oculus Rift, un casco desarrollado por Oculus VR, compañía adquirida recientemente por Facebook, que además de generar la ilusión visual de estar ahí presente, produce las sensaciones físicas asociadas, como son la orientación espacial o el vértigo. Esto, aplicado al sector inmobiliario, permite al futuro comprador ver y recorrer todas las instancias del inmueble, exactamente como si estuviese haciendo una visita real. Otro aspecto a comentar de las Oculus Rift es el precio, que rondó los 741€ en su lanzamiento el pasado 6 de enero.

    oculus rift
    0 Puntos
    Votar 12345
  2. HoloLens

    Se trata de las gafas virtuales creadas por Microsoft mediante la proyección de hologramas en lugares cotidianos, superponiendo realidad y ficción. Esta herramienta, aplicada a la domótica, permitirá amueblar visualmente nuestra casa, crear objetos vivos en 3D que podremos rodear e interactuar con ellos desde cualquier punto, o incluso reproducir un vídeo a través de una ventana suspendida frente al sofá. Para ello, incorpora una cámara que observa nuestro entorno con el fin de situar zonas en las que posicionar las imágenes sin que pierdas de vista tu entorno real. A partir del 30 de marzo empezará a llegar a los usuarios que, por 3.000 dólares, podrán hacerse con estas gafas virtuales.

    hololens
    0 Puntos
    Votar 12345
  3. Asistente doméstico que aúna inteligencia artificial y realidad virtual

    Mark Zuckerberg, el creador de Facebook, se ha propuesto como reto personal crear un sistema de domótica basado en la inteligencia artificial y realidad virtual que controle todos los ámbitos de la casa y del trabajo a través de una aplicación. Empezará introduciendo funciones basadas en el reconocimiento de la voz para controlar la iluminación, los equipos de música y la temperatura de la casa, e incluso una función visual para dejar entrar a los amigos cuando llamen al timbre. Todo ello estará basado en la realidad virtual para poder visualizar los datos en forma de proyección. De momento es un proyecto, aunque ¿alguien duda de que tenga la capacidad de llevarlo a cabo? Ha prometido que irá informando de sus progresos a través de su perfil en las redes sociales.

    asistente domestico
    0 Puntos
    Votar 12345

Visto esto, es evidente que la tecnología poco a poco irá invadiendo nuestras vidas. Estas herramientas prometen facilitarnos el día a día, aunque teniendo en cuenta que están empezando a dar sus primeros pasos en este ámbito, unido al alto precio que rondan, el tiempo y las circunstancias del mercado dirán si tendrán futuro o pasarán a los anales de la historia como ya les ocurrió en sus etapas anteriores